¿Conoces a Jesús? – Audio video

¿Quieres conocer de Jesús?Pre-existencia de Jesús:

La Biblia dice que Jesús existía desde el principio con Dios en los cielos. Jesús no es un invento de la humanidad para mover las masas, Jesús no es un pretexto de los creyentes para llenar iglesias, Jesús ya existía mucho antes que la raza humana. Juan 1:1-2 dice: “En el principio ya existía la Palabra, y aquel que es la Palabra estaba con Dios y era Dios. Él estaba en el principio con Dios.” Jesús es el hijo de Dios. Dice la Biblia que “Jesús es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación.” Col. 1:15 (LBLA).

Tú eres creación de Dios. Así que antes que tú existieras ya Jesús existía. La Biblia dice que: “Por medio de él, Dios hizo todas las cosas; nada de lo que existe fue hecho sin él. En él estaba la vida, y la vida era la luz de la humanidad. Juan 1:3 -4 (DHH). Jesús es luz a la humanidad. Hay personas que viven en una profunda tiniebla. Viven desesperados, con miedo, sumergidos en la oscuridad de sus vidas. No saben qué hacer, a dónde ir, por dónde comenzar. Pero Jesús es luz del mundo. Su luz vence toda tiniebla en aquellos que le aceptan. La Palabra declara que Jesús es la “… luz que brilla en las tinieblas, y las tinieblas no han podido apagarla.” Juan. 1:5 (DHH). No hay tiniebla que pueda disipar la luz de Jesús. Y yo te pregunto ¿Conoces a Jesús?

Enviado al mundo:

Jesús vino a esta tierra para salvarte de la muerte. Dios creó al hombre con su propia imagen y semejanza. Dios sopló aliento de vida sobre el hombre y de esa forma lo hizo un ser viviente. Tú y yo somos la gran idea de Dios. Los seres amados creados para cosas buenas. Pero el pecado entró a la tierra por la desobediencia. Y junto con la desobediencia vino la muerte. La Biblia dice: “Por cuanto todos pecaron y están destituidos de la gloria de Dios.” Romanos 5:12. El pecado es lo que te aleja de Dios y de su amor incondicional. Pero Jesús vino para que tengas vida y la tengas en abundancia. (Jn. 10:10).

Jesús fue profetizado desde mucho antes de venir a esta tierra. Dios mismo declaró a la serpiente en el Génesis y le dijo: »Haré que tú y la mujer, sean enemigas; pondré enemistad entre sus descendientes y los tuyos. Un hijo suyo te aplastará la cabeza, y tú le morderás el talón». Gen 3:15 (TLA). Ese hijo prometido era Jesucristo, quién pisaría la cabeza del pecado y vencería a la muerte pisándole la cabeza, pues la única cabeza que gobierna es Jesús. Él es el rey de reyes que reina sobre todo. Él es mi Rey, él es tu rey. Y yo te pregunto: ¿Verdaderamente lo conoces?

Jesús vino a este mundo a cumplir un propósito. El vino a salvar la humanidad del pecado, de la muerte y de la condenación eterna. Vino en forma de hombre porque un espíritu no puede entrar legalmente en la tierra si no es a través de un cuerpo. La Biblia dice: “Porque un niño nos es nacido, un hijo nos es dado, y el dominio estará sobre su hombro. Se llamará su nombre: Admirable Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz.” Isaías 9:6 (RVA). Jesús es el Cristo, El Mesías, el hijo del Dios viviente, que vino a esta tierra para salvarte del pecado y de la muerte. Él es el Admirable Consejero, él es el Dios fuerte para tu vida y quiere ser tu padre por siempre. ¿Conoces a Jesús?

Rechazado por el mundo:

 No todas las personas conocen a Jesús. Algunos dicen que nunca se lo han presentado, otros aseguran que él se olvidó de ellos y muchos otros no quieren creer en el pues aseguran que no existe. Dios sabía que el mundo no lo aceptaría. Por eso lo vistió de amor, compasión, e inmensurable misericordia. El profeta Isaías gime y declara: “…los hombres lo despreciaban y lo rechazaban. Era un hombre lleno de dolor, acostumbrado al sufrimiento. Como a alguien que no merece ser visto, lo despreciamos, no le tuvimos en cuenta.” Isa 53:3 (DHH).

La Biblia dice: “En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por medio de Él, y el mundo no le conoció. A lo suyo vino, y los suyos no le recibieron.” Juan 1:10-11 (LBLA). Hay personas que no quieren aceptar a Jesús. Muchos son movidos por su amor y le aceptan, pero cuando él quiere entrar y tomar el control le cierran la puerta de su corazón. Muchos están sentados en su casa pero le ignoran. Pero Jesús no se rinde, él es experimentado en quebranto, él sabe esperar, el toca la puerta y espera. Porque él es el Dios de los tiempos. El no pasa de moda, no envejece, no desfallece, no se duerme, tampoco desmalla, el seguirá insistentemente tocando a tu puerta llamando, esperando que lo dejes entrar a tu corazón. Jesús dijo: “Yo estoy a la puerta y llamo, si alguno oyere mi voz y me abre, yo entrare a él, y cenaré con él, y el conmigo.” Ap. 3:20. Jesús es la piedra rechazada por los hombres que vino a ser la piedra angular. Yo te pregunto ¿Conoces a Jesús?

Pero Jesús es la vida eterna:

 Juan 3:16 dice: “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito, para que todo aquel que cree en El, no se pierda, mas tenga vida eterna.”

 Dios quiere perdonar tus pecados, Él quiere llenarte de una vida como nunca antes la has experimentado, él quiere darte vida eterna. Jesús vino para que tengas vida y la tengas en abundancia. (Juan 10:10). El rey Jesús, no es un rey mezquino. Él quiere darte riquezas en gloria, vida abundante, amor inigualable, misericordias nuevas todos los días y un futuro lleno de bienestar. Dios en su palabra te dice: “Porque yo sé los planes que tengo acerca de vosotros, dice Jehovah, planes de bienestar y no de mal, para daros porvenir y esperanza.” Jeremías 29:11. Jesús es el camino al bienestar. Si aceptas al Hijo, aceptas al padre. Jesús es el camino al Padre. Jesús dijo: “Yo soy el camino, la verdad, y la vida…” Y yo te pregunto ¿Conoces el camino? ¿Verdaderamente conoces a Jesús?

Hay personas agonizando en vida, sedientos de una palabra de vida. Hay corazones que necesitan conocer a Jesús. Tú necesitas conocer a mi Rey, tú necesitas conocer a Jesucristo. Él te quiere salvar, él te quiere rescatar, él te quiere amar, él te quiere bendecir… ábrele tu corazón y deja que él sea tu rey. No des más vueltas en tu vida y ríndete a sus pies.

Él es amor:

Jesús dijo: “El que a mi viene yo no le hecho fuera” Juan 6:37. Y yo te pregunto ¿Alguien hoy quiere venir a Jesús?

Él es amor que no se puede medir. Él tiene una pasión por salvarte y amarte que no te imaginas lo que él hace todos los días para conquistar tu corazón. Nunca podrás salir de su amor. Su amor te rodea, Su amor es más ancho que el planeta, más profundo que el mar, más alto que los cielos. Su amor no tiene fin. Jamás te soltará porque él te conoce. El conoce tus debilidades y aun así te ama, el conoce tus pecados y aun así te busca, él sabe tus defectos y aun así insiste en ti, él sabe tus miedos y promete ser tu castillo fuerte. El prometió ser tu fortaleza, en los momentos de afición ser tu consejero, en los momentos de soledad tu compañía, en los momentos de temor tu alto refugio.

En el no hay sombra de variación, él te ama. Su palabra es Si y es Amén. Su amor es incondicional, siempre está presente. El da fuerzas al cansado, multiplica las fuerzas a aquel que no tiene ninguna. Él es la roca de mi salvación. Y yo me pregunto ¿Tu lo conoces?

Él es tu todo:

Él es fiel, es justo, es verdadero, es nuestro abogado, él es el alfa y la omega, el principio y el fin, todo lo que comienza él lo termina, todo lo que promete lo cumple. En Jesús encontrarás un amigo fiel. Él no te mentirá, no te engañará, no te avergonzará, no se burlará de ti. Al contrario él es misericordioso, clemente, recto, justo, bondadoso, lleno de verdad y eterno.

A los que creen en su nombre les llama hijos, a los que confiesan sus obras les llama justos, a los que le tienen fe los hace victoriosos, los que le confiesan su pecado los hace santos, a los que se humillan los exalta. A los que le buscan se les revela, a los que le alaban los llena de su gloria y a los que le adoran los sienta en lugares celestiales. Su mayor pasión es salvarte, su debilidad es amarte, su calvario fue darte vida, sus heridas fueron por cubrir tus faltas y sus yagas por sanarte.

Vino a la tierra y murió por ti. Y lo volvería a hacer otra vez por ti. Su resurrección te da libertad. Tus cadenas son rotas por su sangre, tus pecados perdonados por su muerte, se hizo maldición para que tú fueras bendición, en un día murió y en tres días resucito. Con su resurrección llevó cautiva la cautividad. La Biblia dice: “Y dio dones a los hombres.” Su resurrección te da el regalo de la salvación. Y yo me pregunto ¿Vivieras agradecido de Jesús?

Termino diciendo:

Puede que hayas escuchado hablar de Jesús, pero la pregunta es ¿Lo conoces? Puede que digas ser creyente pero ¿Le crees? Tal vez dices servirle pero ¿Lo honras? Posiblemente creas conocerlo pero ¿lo vives? Alguna vez dijiste: Jesús tu eres mi rey, pero ¿Le alabas? Si hoy fuera el último día de tu vida ¿Estarías salvo? Puede que cantes muy fuerte pero ¿Le adoras? Puede que reconozcas sus obras pero ¿Le agradeces?

Jesús merece toda la gloria, toda la honra, todo el poder, toda la magnificencia, aplausos, gritos de júbilo, abrazos, saltos de alegría, reconocimiento, honra, honor, poderío. Él es el digno de alabanza. Todo lo que hacemos lo hacemos por él. Él es el centro de todo, él es el eslabón fuerte, nosotros le necesitamos. Sin el nada somos y por él lo somos todo. Si lo tienes a él lo tienes todo. Si le alabas a él, alabas al Padre. Su vida es inigualable, él es digno de imitar.

Él es mi rey. Su palabra es verdadera, su bondad es eterna, su gracia es suficiente, su reinado es justo, su yugo es fácil y liviana es su carga. Él es invencible, él es irresistible, él es indescriptible. ¿Lo quieres conocer? Jesús es tu todo. No lo puedes sacar de tu mente, no lo puedes soltar, no puedes vivir sin él. ¿Quieres conocer a Jesús? Los fariseos no pudieron detenerlo porque ellos entendieron que no podía ser detenido. Pilato no pudo encontrar ninguna falla en él. Herodes no pudo matarlo, la muerte no pudo limitarlo y la tumba no pudo retenerlo. Ese es Jesús, él es mi rey.

Escuche la predicación completa aquí:

Inspirado en el video “Él es mi rey” (http://youtu.be/abD6EzTxO5c).

 

 

(527)

About Roy Ruiz

Soy un joven pastor llamado al ministerio desde mi niñez. Soy hijo, esposo, padre y amigo, también soy músico, ministro, pastor y profeta. Prometo llevarte de la mano para que juntos entremos en el proceso de ser adoración y llevar la adoración a todas partes de nuestra vida cotidiana. Hashtag para el Alma es un espacio que viene a resaltar comentarios importantes para tu vida. Nos puedes seguir por twitter por @paraelalma7.
This entry was posted in Alabanza y Adoración, General, Pastoral, Prédicas (Bosquejos) and tagged , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *